Razón #1: Tengamos nuestra prioridades bien establecidas
Razón #2: Nuestras banquetas en su gran mayoría no dan los anchos necesarios ni siquiera para los peatones
Razón #3: No queremos conflictos entre ciclistas-peatones
Razón #4: La bicileta en un programa serio de movilidad urbana  no debe ser vista como un juguete. Debe ser visto como un vehículo que como tal debe de ser integrado y protegido en el flujo vehícular.
Razón #5: Hacia una sustentabilidad, convivencia y visibilidad

Subscribe

Sign up for updates on our projects, events and publications.

SIGN UP

Send this to a friend